El Silencio del Olivar

Silencio, paz. Descansaba. su mano tocó mi cintura, mi hombro, llego a mi mejilla apartando mis rizos me acunó mi cara. me besó y no se lo negué. termino y acto seguido lo mire a los ojos.
- ¿Terminaste? ¿Los demonios pueden aparecer y besar a una extraña? te acercas a mí sabiendo que soy un vacío y tu para mi un placebo para que mi cuerpo siga vivo pese que mi alma ya esta muerta y en un grito ahogado llama clamando encontrar a su príncipe.

El me sostenía la mirada.
- Los príncipes no existen, las princesas son putas y yo soy lo único que tienes y quieres tener. soy inexistente en el mundo real, pero en tu mundo soy tu sol, giras entorno a mi.
- ¿podrías dejar de torturarme? Lu, por favor, ve por las vírgenes y no persigas a putas son futuro. llevate mi pasado si eso anhelas y déjeme con mi tranquilidad.
- Como quieras mi Reina. pero tus errores no se borraran y cometerás mas de los que imaginas. recuerda, mi reino es tuyo.
- De esa manzana ya no quiero probar. "vete detrás de los muros, donde están las higueras cerradas". estoy y quiero encontrar mi paz, Vete ya.

Lu se fue, desapareció. en ese momento entendí porque era un mal necesario.
- ¿Alguien esta allí? - estaba sola- Gracias Lu, querido Lu, despiadado Lucifer. tenias que demostrarme que no valgo nada y que por eso nadie me reclama, por eso nadie me encuentra, nadie me guía...

Hubo un incomodo silencio. el pasto sonó por el aire, no. eran pasos...
- ¿ Puedo sostener tu mano y levantarte?
Estupefacta Aprecié a mi sueño dorado.
- Dime que eres real. - Alcance a decir-
- De carne y hueso, con alma y sentimientos, con razones y defectos... humano al fin.
- eres como en sueños pero ahora te siento. eres el príncipe, mi príncipe de carne y hueso, ¿ Como llegaste aquí? no importa llegaste al fin.
- encontré a la princesa por sus lágrimas de cristal. fueron tantas que al momento que la Tierra rotó para despertarme, cayeron en el mundo como un grito desesperado clamando por mí.
- ¿ Quieres que crea que Dios existe? ¿ Que eres un milagro?
- Dios existe para los que creen, pero no, no para mi. pero se que existe el destino y la verdad de las cosas y una de esas - se acerco tomándome por la cintura. con euforia y pudor en los ojos.- es que los elegidos, los extraordinarios deben unirse para gobernar en sus reinos de cristal.

Mis ideas se interrumpieron, mis mejillas enrojecieron. Ya no tuve miedo y sus labios me sabieron a gloria con caramelo.




Dedicado a Katya Paulita Moscosa Peña por creer que es amiga de una futura Literata.

la frase en comillas es mi texto en Yerma, ¿ grande no? jaja, la romería... bueno, salio justo para la cronica estafada.

marTiita*

2 Peces:

Pia . dijo...

Dios mio, Martha me encanto.
El apodo de Lucifer, "Lu"
detras de la inocencia, se pueden esconder mas de mil pecados, No?
khjgasd $; yaya basta.
wn, en verdad, LO AME ♥
te quiero Blogger *-*

marTita* dijo...

ai mi blogger del mall, si supieras quienme enseño ese apodo, jajaja. se que lo conoces...
lo hice ayer pero por floja no lo puse, ahora en la mañana lici me cago, casi lo lee en clase y todo.
aii mi wna te amo mas mi Blogger marica ;D